Los beneficios de la kombucha para tu cuerpo

La kombucha es una bebida fermentada que se elabora a partir de té, azúcar, bacterias y levaduras. Tiene un sabor ácido y ligeramente dulce, y se puede encontrar en diferentes sabores y colores.

La kombucha es una bebida milenaria que se originó en China y se extendió por Asia y Europa. Hoy en día, es muy popular en todo el mundo por sus propiedades beneficiosas para la salud.

En este artículo te explicamos qué es la kombucha, cómo se prepara, qué beneficios tiene para tu cuerpo y qué precauciones debes tener al consumirla.

¿Qué es la kombucha?


La kombucha es una bebida fermentada que se obtiene al añadir una colonia simbiótica de bacterias y levaduras (conocida como SCOBY) a una infusión de té endulzada. El SCOBY es una masa gelatinosa que flota en la superficie del líquido y que contiene diferentes microorganismos beneficiosos.


El SCOBY se puede reutilizar para fermentar nuevas tandas de kombucha. El proceso de fermentación dura entre una y cuatro semanas, dependiendo de la temperatura y el grado de acidez deseado.

Durante este tiempo, el SCOBY consume el azúcar y produce ácidos orgánicos, vitaminas, enzimas, gases y trazas de alcohol.

El resultado es una bebida carbonatada, refrescante y ligeramente alcohólica (entre 0,5% y 3%). La kombucha se puede consumir tal cual o se le pueden añadir frutas, hierbas o especias para darle más sabor y color. También se puede mezclar con otras bebidas como zumos o agua con gas.


¿Cómo se prepara la kombucha?

La kombucha se puede preparar de forma casera o comprarla ya hecha en tiendas especializadas o supermercados.

La receta básica de la kombucha es la siguiente:

  • Preparar una infusión de té negro o verde con agua hirviendo y azúcar (se recomienda usar una cucharada de té y una cucharada de azúcar por cada taza de agua).
  • Dejar enfriar la infusión hasta que esté a temperatura ambiente.
  • Colar la infusión y verterla en un recipiente de vidrio o cerámica con tapa. Añadir el SCOBY y un poco de kombucha previa (se puede obtener de otra tanda o comprarla ya hecha).
  • Cubrir el recipiente con un paño limpio y sujetarlo con una goma elástica.
  • Dejar el recipiente en un lugar oscuro y fresco durante al menos una semana para que fermente. Probar la kombucha periódicamente hasta que tenga el sabor y la acidez deseados.
  • Retirar el SCOBY con cuidado y reservarlo para otra tanda o regalarlo a alguien.
  • Colar la kombucha y embotellarla en botellas de vidrio con tapón hermético. Añadir frutas, hierbas o especias al gusto si se desea (por ejemplo, trozos de manzana, rodajas de limón, jengibre rallado, canela en rama, etc.).
  • Dejar las botellas en un lugar oscuro y fresco durante unos días más para que se carbonaten. Refrigerar las botellas antes de consumir la kombucha o guardarlas en la nevera hasta tres meses.

También te puede interesar:



¿Qué beneficios tiene la kombucha para tu cuerpo?

La kombucha tiene múltiples beneficios para tu cuerpo, gracias a sus contenidos nutritivos y a los microorganismos beneficiosos que produce la fermentación.

Estos son algunos de los beneficios más destacados:

  • Es probiótica: La kombucha contiene bacterias y levaduras vivas que mejoran la salud intestinal y el sistema inmunológico. Los probióticos ayudan a equilibrar la flora intestinal, prevenir las infecciones, mejorar la digestión, reducir la inflamación y aliviar el estrés.
  • Es antioxidante: La kombucha contiene polifenoles y otros compuestos que protegen las células del daño oxidativo causado por los radicales libres. Los antioxidantes previenen el envejecimiento prematuro, las enfermedades crónicas y el cáncer.
  • Es detoxificante: La kombucha contiene ácido glucurónico, un compuesto que ayuda al hígado a eliminar las toxinas del cuerpo. La kombucha también tiene efecto diurético, lo que favorece la eliminación de líquidos y residuos.
  • Es energizante: La kombucha contiene vitaminas del grupo B, que intervienen en el metabolismo de los nutrientes y en la producción de energía. La kombucha también contiene cafeína, que estimula el sistema nervioso y mejora el rendimiento físico y mental.
  • Es hidratante: La kombucha es una bebida rica en agua, vitaminas y minerales, que ayuda a mantener el cuerpo hidratado y nutrido. La kombucha también tiene un sabor agradable y refrescante, que la hace ideal para consumir en verano o después de hacer ejercicio.

¿Qué precauciones debes tener al consumir la kombucha?

La kombucha es una bebida segura y saludable para la mayoría de las personas, siempre que se consuma con moderación y se sigan unas normas de higiene. Sin embargo, hay algunos casos en los que se debe evitar o limitar el consumo de kombucha:

  • Mujeres embarazadas o lactantes: No hay suficientes estudios sobre los efectos de la kombucha en el embarazo o la lactancia, por lo que se recomienda precaución o abstención. La kombucha puede contener alcohol, cafeína y microorganismos que podrían afectar al feto o al bebé.
  • Personas con el sistema inmunitario debilitado: La kombucha puede contener bacterias patógenas o contaminantes que podrían causar infecciones o intoxicaciones en personas con el sistema inmunitario debilitado por enfermedades como el VIH, el cáncer o la diabetes.
  • Personas con problemas digestivos: La kombucha puede causar malestar estomacal, gases, diarrea o reflujo en personas con problemas digestivos como el síndrome del intestino irritable, la enfermedad de Crohn o la úlcera péptica.
  • Personas con alergias o intolerancias: La kombucha puede contener ingredientes a los que algunas personas son alérgicas o intolerantes, como el gluten, el huevo, la leche, el pescado o los frutos secos. También puede provocar reacciones alérgicas por su contenido en histamina.
  • Personas con problemas renales o hepáticos: La kombucha puede contener ácidos orgánicos que podrían sobrecargar los riñones o el hígado en personas con problemas renales o hepáticos. También puede interactuar con algunos medicamentos que se metabolizan en el hígado.

La kombucha es una bebida fermentada que se elabora a partir de té, azúcar, bacterias y levaduras. Tiene un sabor ácido y ligeramente dulce, y se puede encontrar en diferentes sabores y colores.

La kombucha tiene múltiples beneficios para tu cuerpo, gracias a sus contenidos nutritivos y a los microorganismos beneficiosos que produce la fermentación.

La kombucha es probiótica, antioxidante, detoxificante, energizante e hidratante. La kombucha es una bebida segura y saludable para la mayoría de las personas, siempre que se consuma con moderación y se sigan unas normas de higiene.

Sin embargo, hay algunos casos en los que se debe evitar o limitar el consumo de kombucha: mujeres embarazadas o lactantes, personas con el sistema inmunitario debilitado, personas con problemas digestivos, personas con alergias o intolerancias y personas con problemas renales o hepáticos. Esperamos que este artículo te haya sido útil e interesante


Dudas frecuentes sobre los beneficios del la Kombucha

》 ¿Qué beneficios tiene la kombucha para la salud?

La kombucha es un té fermentado que contiene bacterias beneficiosas para la salud intestinal. Estas bacterias pueden ayudar a mejorar la digestión, fortalecer el sistema inmunológico y reducir la inflamación.

》 ¿La kombucha es baja en calorías?

La kombucha es baja en calorías y carbohidratos, lo que lo hace adecuado para personas que buscan perder peso.

》 ¿La kombucha es rica en vitaminas y minerales?

La kombucha es rica en vitaminas B y C, así como en hierro y calcio.


Te dejamos un interesante video sobre los 10 beneficios de la Kombucha:

Scroll al inicio